ASOCIACION INTERNACIONAL DE INVESTIGACION Y DIVULGACION HOLISTICA

El camino del corazón y el ideal del valor

¿Qué entendemos por felicidad?; y aún más interesante es: ¿Cómo podemos experimentar la felicidad sin negar la realidad? ¿Cómo podemos ser felices sin engañarnos a nosotros mismos? ¿Y qué hay del sufrimiento?

El “click” de la cuestión parece hallarse en la INTENCIÓN y en la ATENCIÓN. Estando VACIOS en la capacidad de estar muy presentes, en el acto imparcial de estar presente. Respecto al sufrimiento, éste debe tornarse igualmente consciente para transpersonalizar nuestro crecimiento. Podemos acceder al potencial partiendo de que ya somos perfectos aún siendo enormemente imperfectos, y de que no somos aún Nada ni somos aún Todo.


Dado que somos imperfectos tendremos que asumir los intereses de la máquina en la que se halla nuestra presencia, y ser prácticos para ir al bollo. Una forma es pasar lista a nuestras “necesidades” y a nuestras “prioridades”, sólo para hacernos un mapa básico de ruta y sin hacer un mal uso de nuestra economía personal. Las necesidades necesitan cubrirse y las tensiones liberarse, es como que el techo y la comida necesitan estar cubiertos partiendo de que la nevera está llena. Por eso, en cuanto a las prioridades, la primera y más valiosa de ellas es precisamente no tener necesidades.

Creo que nos cuesta mucho dejar de necesitar, y creo que mientras las prioridades respondan a las necesidades, nunca dejaremos de “priorizar esas necesidades”. La fórmula entonces, para gestionar el asunto, no parece encontrarse en las necesidades en sí (a no ser que sean valores) ya que suponen un despilfarro energético, sino más bien, en convertir en escala de valores a las prioridades. La segunda prioridad parece ser igualmente valiosa: tener el valor de Amar, aquí parece residir el potencial de nuestra libertad y la base del libre albedrio, y por eso no podemos temer a nuestra libertad de decidir y responsabilizarnos.

¿Pueden ser las prioridades: “valores”?

Se me antoja que no parece descabellado anteponer las prioridades a las necesidades, o priorizar los valores a las necesidades. Todo parece indicar que la felicidad tiene mucho que ver con los valores, sobre todo cuando los valores parten del lugar de nuestro eje Atención-Intención. No podemos olvidar que mientras el pensamiento especula, el sentimiento es más rápido y ya está al tanto. Los valores son por tanto fuerzas víscero-emocionales, por eso los tomamos como ideales. Nadie puede negar a estas alturas que el corazón tiene el poder de sentir esa pulsión.

¿Qué mas cosas podemos necesitar?

Evidentemente necesitamos valor, especialmente para salir adelante en cuanta tamaña empresa que se nos presente. Pero no es lo mismo tener valor, como atributo; que tener valores, como cualidades.

Lo IDEAL es que el VALOR sea eso: VALORES Universales.

Que nuestro AMOR PROPIO sea en verdad: AMOR de verdad
y que además lo propio sea: PROPIO de verdad.

Pero esta aspiración tan humana, cuando niega su realidad personal, no parece corresponderse demasiado con la realidad de Todos, precisamente ahí, en el quimérico punto llamado FELICIDAD.
J.R Tato Peña
Comparte en Google Plus

Sobre Círculo Holístico

ASOCIACION NTERNACIONAL DE INVESTIGACION Y DIVULGACION HOLISTICA

4 comentarios :

  1. El problema es que creemos saber que es la felicidad, creemos que es como un puerto de llegada, donde alcanzaremos nuestras ambiciones, o superaremos nuestras limitaciones. Pero esa visiòn de la felicidad es fàctica, es decir vinculada a nuestras expectativas y temores, los cuales aspiramos a superar siendo felices.
    Para mi la felicidad no existe sin esos dos concionantes, por lo tanto no podemos saber que es la felicidad en si misma.

    ResponderEliminar
  2. Hola jose miguel y gracias por participar.

    Esos condicionantes:alcanzar nuestras ambiciones y superar nuestras limitaciones, y el facto vinculado a nuestras expectativas y temores, son ciertamente los automatismos de la búsqueda infructuosa de la felicidad, son los que la hacen difusa y mutable.

    Pero el nivel de percepción cambia rotundamente de unas personas a otras, dependiendo del nivel de ser y del grado de desarrollo en que se encuentran.

    Pero el texto no parte del estado de subconsciencia subjetivo en el que habitualmente se halla el individuo común, sino partiendo de un trabajo interior es imparcial de Atención.

    Aquí el tiempo juega un papel fundamental junto a la forma como respiramos y afrontamos el mundo. Un solo instante de plenitud significa una ralentización en el tiempo, las impresiones se intensifican, siempre fuera del campo de acción de la personalidad ordinaria y su meta ilusoria acerca de la realidad.

    Tato

    ResponderEliminar
  3. Que quiere decir cuando habla de un momento de plenitud, como se define
    eso, y en todo caso como se operativiza?, es decir como podemos aplicar un concepto tan abstracto, como lo traemos hacia acà.
    Lo que quiero decir es que la felicidad es una ilusiòn, un constructo, que utilizamos para descargar nuestra ansiedad, cuando nuestras expectativas, no se cumplen en nuestras vidas.
    Asi que construimos mentalmente un
    lugar maravilloso donde no hay problemas fuera del tiempo y el espacio, lo mitificamos, y esperamos que se cumpla, por el solo hecho de desearlo

    ResponderEliminar
  4. Puede que desde la perspectiva de la personalidad (existencialista, positivista) sea así, pero la perspectiva de la unidad (vamos a llamarla holística) ofrece múltiples aspectos.

    La plenitud es un impulso que conoce muy bien el niño en contraste con el adulto, sobretodo en un niño esencial o cuya personalidad no se impone a su yo natural.

    La plenitud es pues, un estado de imparcialidad donde no se racionaliza lo que se experimenta, sino que se vive con intensididad, vitalidad, asombro, curiosidad y disfrute.

    Son muchos orgánulos los que nos ofrecen la oportunidad. Un niño pequeño no mitifica un lugar maravilloso porque simplemente Él mismo ya es maravilloso, el milagro mismo de la Plenitud de la Vida.

    Desde luego, si nuestro concepto de felicidad es un lugar maravilloso donde no hay problemas fuera del tiempo y espacio, entonces sí, seguro que no seremos felices.

    ResponderEliminar

Bienvenid@ al Holo-Blog

Si vas a dejar un comentario hazlo sin tabús y si tienes sugerencias hazlo con respeto , nos ayudará a crecer cualitativamente.

Gracias por participar!!!